Tips para que tu perro te espere feliz en casa

Alemania fue el primer país que lo ideó: una estación de radio que transmite un programa de música para perros. La señal se llama Hallo Hasso y puedes monitorearla aquí por si, en algún momento, quieres identificar cuando pasan la música para tu peludo favorito.
 
De ahí surgieron otras iniciativas, más especializadas, como Radio Can. Aquí ya es algo más diseñado de acuerdo al carácter de tu perro y de la situación. Dice, por ejemplo, que si se trata de aminorar la ansiedad por separación —porque su compañero humano ya se va a trabajar, por ejemplo— hay que activar la música unos 20 minutos antes y dejarla programada.
 
También encontrarás opciones en iVoox al seguir esta liga. Ahora, si quieres que, además de música haya imágenes, puedes considerar Dog TV, un canal de televisión que ya puede verse en algunos paquetes de Izzi en México.
 
Dejar a los perros entretenidos mientras no está la familia es una situación cada vez más frecuente. Datos de la firma Statista señalan que, por ejemplo, en Europa uno de cada cuatro hogares albergan alguno, mientras que en México siete de cada 10 tienen un perro como animal de compañía.
 
Así que es habitual imaginar a los peludos de cuatro patas echados junto a la puerta esperando el regreso de su humano, o encontrar mil estropicios hechos por un perro ansioso por su repentina soledad tras un fin de semana sin estar acompañado por su clan.
 
Pero además de dejarlo acompañado por música, ¿Qué otras cosas puedes hacer? Bueno, de acuerdo con los veterinarios, facilitarle el acceso a juguetes que pueda morder. Lo natural en un perro es que tienda a morder cuando tiene estados de ansiedad —por eso a veces mordisquea tus zapatos, algún libro o tus anteojos—.
 
Hay algunas mordederas que, incluso, se pueden rellenar de algún alimento que le guste mucho. Olerlo le motivará a morderlo y así se pasará varias horas de entretenimiento.
 
En las tiendas de mascotas encontrarás varios juguetes más para correr, morder, aventar… procura acercarle uno o dos, y cambiárselos con frecuencia, para que no le aburran.
 
También le gustará ventanear. Si tu casa o departamento tiene una ventana para que pueda mirar la calle, o algún balcón para asomarse también le resultará atractivo, pues sentirá que forma parte de su entorno.
 
Puedes recurrir a más opciones para sus sentidos. Cepillarlo antes de salir y ponerle algunas gotas de aromaterapia para que se relaje (las venden en tiendas especializadas y farmacias).
 
Los paseadores de perros son una opción a considerar. También, si tienes otros amigos que tienen perros y viven cerca, a lo mejor pueden dejarlos conviviendo en una misma casa e ir rotándose la visita, pues esa convivencia con sus iguales también los hará felices. Bueno, incluso hay guarderías para perros que cumplen con esa función de socialización. Puedes recurrir a ella si tu presupuesto lo permite.
 
Puedes optar por todo lo anterior, alternando cada día: un día de guardería a la semana, otro de convivir con amigos, un par de días de pasear en colectivo y otra jornada de estar en casa con sus juguetes favoritos.
 
Seguir una rutina es muy útil para ellos… y para ti. Recuerda que si estás tranquilo con él, de la misma forma él estará tranquilo contigo.
 
¿Sabes qué más te dejará muy tranquilo? Contar con un seguro para protegerlo en caso de accidente o enfermedad y GMX tiene el seguro ideal.