Guía de cuidados básicos para perros braquicefálicos

Si nunca has escuchado hablar de los perros braquicefálicos, podrías pensar que se refiere a algún tipo de trastorno canino. Pero en realidad este término se aplica a algunas de las razas de perros más populares.

 

¿Qué son los perros braquicefálicos?

 

Braquicefálico significa literalmente «de cabeza corta», según el Colegio Estadounidense de Cirujanos Veterinarios. Este término se refiere a perros y razas de perros con hocicos acortados como bulldogs ingleses y franceses, mastines toros, Boston terriers, boxers, pugs, shih tzus y pequinés, entre otros.

El término también se puede aplicar a perros de razas mixtas que heredaron este rasgo de ancestros braquicéfalos y que tienden a tener hocicos extremadamente cortos que los hacen parecer casi planos.

 

Si bien no todos estos perros tienen problemas de salud debido a la forma de la nariz y la cabeza, esta condición física puede ponerlos en riesgo de una afección llamada síndrome de las vías respiratorias braquicefálicas. De hecho, hay cuatro anomalías distintas que pueden causar esta afección, y un perro braquicefálico puede tener una o más de ellas.

 

Las anomalías de las vías respiratorias superiores pueden ser:

 

1. Narinas estenóticas: fosas nasales pequeñas o estrechas, que pueden restringir el flujo de aire hacia las fosas nasales cuando el perro respira por la nariz.

 

2. Paladar blando alargado: el tejido blando en el techo de la boca es demasiado largo y se extiende hacia la parte posterior de la garganta, lo que provoca un bloqueo de la tráquea.

 

3. Tráquea hipoplásica: tiene un diámetro más estrecho de lo normal.

 

4. Sáculos laríngeos al revés: los sáculos laríngeos son pequeños sacos ubicados justo dentro de la laringe del perro. Estos pueden girarse hacia afuera cuando un perro lucha por respirar a través de las fosas nasales estrechas o un paladar blando alargado. Aunque esta anomalía suele ser causada por una de las anomalías anteriores, puede provocar una obstrucción adicional de las vías respiratorias de un perro.

 

Los perros que padecen este síndrome suelen tener antecedentes de ronquidos fuertes y respiración ruidosa. Las encías o la lengua a veces pueden volverse azules por falta de oxígeno, y el esfuerzo excesivo puede provocar un colapso.

 

Cuidados básicos de los perros braquicefálicos

 

Debido a sus dificultades respiratorias, estos perros tienden a tener una baja tolerancia al ejercicio vigoroso y son muy susceptibles al agotamiento por calor y al golpe de calor. Estas afecciones y sus síntomas se ven agravados por la obesidad, por lo que la primera recomendación es mantener a un perro braquicefálico en el peso adecuado.

 

Estos son son otros cuidados básicos que debes tener en cuenta:

 

·  Usa un arnés en lugar de collar para evitar la restricción de la tráquea que puede provocar problemas respiratorios.

 

·  Evita la sobrealimentación

 

·  Saca a pasear a tu perro a un ritmo suave y toma muchos descansos para que pueda refrescarse.

 

·  Los perros braquicéfalos son propensos a la intolerancia al calor, por lo que es especialmente importante limitar el ejercicio durante el clima cálido.

 

·  En días muy calurosos, es mejor mantener a su perro dentro o pasearlo temprano o al final del día para evitar un golpe de calor.

 

·  Los perros braquicéfalos tienen ojos protuberantes y cuencas oculares poco profundas que les dificultan cerrar los párpados por completo. Por esta razón, son susceptibles a una variedad de problemas oculares que incluyen daño corneal, ulceración e infección. Es importante programar exámenes oftálmicos regulares con el veterinario para detectar problemas.

 

·  Debido a su cara plana y mandíbulas acortadas, los dientes de los perros braquicefálicos a menudo están superpoblados. Esto puede provocar problemas dentales, incluida la acumulación de placa y la enfermedad periodontal.

 

Las razas braquicefálicas son adorables, pero necesitan un poco de tu ayuda para estar en su mejor estado de salud. Sigue estas recomendaciones y mantén a tu mascota seguro.